Por Sergio G. Gómez e Igor Domsac

Jordan García CEO

En tiempos de burbujas inmobiliarias, desahucios indiscriminados y especulación voraz con un derecho básico como la vivienda, proyectos como iTiny constituyen una solución fresca e innovadora para acceder a un hogar digno en cualquier lugar sin necesidad de hipotecar nuestras vidas en el empeño.

¿Cómo se origina el proyecto y todo lo que tenéis en mente?

El proyecto nace a raíz de diversas conversaciones con gente del sector de la construcción y materias primas, en un terreno de mi propiedad en Sitges. A través de valoraciones e investigaciones de mercado y producción, nos dimos cuenta de que el mercado de las tiny houses se encontraba en auge y que estaba llamado para quedarse, pues aportaba una construcción de la vivienda mucho más eficiente y controlada. Esto se debe a que las viviendas se realizan en fábricas y no a la intemperie como las viviendas normales, que se construyen in situ. Además, este sistema podía estrechar la franja entre el precio de venta y el capital invertido realmente en la construcción de la misma.

¿Cuál es el propósito con el que nace esta idea y hacia quién va dirigida?

El primer año de concept idea nos enfocamos en valoraciones, presupuestos y estudios de mercados auditivos sobre el concepto y movimiento de tiny houses, pasando después a la fase de desarrollar el ecosistema de smart contracts que permitiese un pedido transparente, una opción de compra de vivienda inteligente a través de nuestro token, con el fin de crear un ecosistema de urbanizaciones inteligentes y con comunidad propia y sostenible. Aunque se dirige a un público blockchain en general, también puede satisfacer a esas personas que suelen no tener una ciudad fija y quieren libertad de movimiento sin dejar de poder invertir en una vivienda.

¿Qué es lo que aportais al mercado inmobiliario actual? ¿Qué soluciones vais a ofrecer para cambiar la actual situación?

Sobre todo, quitar intermediarios. Vengo de una familia de constructores y en mi caso también lo he sido, construyendo el primer edificio en Benicasim a los 19 años. Cuando conocí blockchain supe que era la herramienta perfecta para limpiar el sistema desde que un usuario quiere una vivienda hasta su entrega, aportando la solución de poder incrementar el capital que se invierte en el producto en sí. Te pongo un ejemplo: si compras una vivienda por 200.000 €, posiblemente dentro del producto habrá invertidos en producción no más de 40.000 €, pero si una persona quiere una iTiny de 100.000 €, podremos destinar un 70% aproximadamente a la producción de la misma, aportando innovación y los últimos avances en smart home, sin que eso suponga un coste elevadísimo en su precio final. Una de mis visiones es que si un usuario con una iTiny quiere moverse de ciudad no le resulte un impedimento.

 

¿Dónde os veis dentro de cinco años?

Con un ecosistema de iTiny Areas por todo el mundo, donde cualquier usuario tenga la posibilidad de mover su vivienda en dicho ecosistema. Que pueda vender, alquilar o ceder la misma sin costes elevados como los actuales.

¿Con qué equipo humano cuentas y qué tipo de perfiles te faltan para conseguir el éxito?

Contamos con arquitectos y desarrolladores de RV, personalidades de diseño y marketing, inversores ángel que apostaron para que iTiny pudiese trabajar para su buena salida al mercado, empresarios del sector, empresas proveedoras de trailers como PriBall, de madera como Maderas Teruel, de realidad virtual como Nuxot, equipo de desarrolladores que estuvieron en la ayuda del concept idea como Entropy Factory, un equipo interno que llevamos el día a día, y muchas personas y empresas, pero lo expondremos todo en el whitepaper.

¿Qué usos diferentes puede ofrecer una iTiny?

Se puede comprar un token que permita adquirir una vivienda real, aparte de poder invertir como hacen en otros proyectos. Además, ofrece la posibilidad de moverse por un ecosistema de urbanizaciones inteligentes, disponer de una vivienda con domótica open source y que tu propia vivienda sea tu minero, esto y mucho más. Pero dejo cosas para una segunda entrevista. 🙂

¿Nos puedes contar en qué zonas estáis pensando crear las áreas iTiny?

En España dispondremos de urbanizaciones inteligentes en Castellón (que es donde nace), Valencia, Murcia, Madrid y Marbella, por ahora. Queremos disponer también en esta primera fase de áreas por toda Europa, y queremos llegar a San Petersburgo y Moscú. Actualmente estamos trabajando para abrir países como Brasil, México y Panamá, pero en estos últimos aún estamos valorando todos los escenarios.

¿Qué soluciones aporta el proyecto al problema de la vivienda en España?

Realmente en España existe mucho stock de viviendas, personalmente no creo que exista un problema generalizado en ese sentido. Pero a aquellos inversores que quieran acceder a una vivienda a través de sus inversiones en criptomonedas, decir también que incluiríamos diez viviendas en Castellón, por ejemplo, y nunca iTiny sobreconstruirá, sino que la producción se hará efectiva hacia un usuario en concreto con una elección de vivienda y superficie. Así conseguimos que el crecimiento sea ético y responsable, adecuado a la demanda.

¿Cómo influye la legalidad vigente en el proyecto? ¿Genera algunas limitaciones?

Ahora mismo, solo venderemos nuestras superficies de una manera digital, pero si una urbanización se completase de iTiners, nuestra empresa podrá ofrecer un porcentaje de esa superficie de la urbanización, haciendo así replicar la información digital en la escritura de la misma. Siempre existirán limitaciones, hasta que este mundo vaya desarrollándose en blockchains privadas de las instituciones, pero iTiny estará ya preparado para un registro de la propiedad en blockchain estatal.

¿Qué diferencia al proyecto de otros similares?

Pues la verdad es que no conozco algo similar. Creo que tokenizaron varios proyectos en el mercado de los activos inmobiliarios, algo parecido hacía Housers desde hace años pero sin blockchain. Pero no es usuario-vivienda, sino un sistema de crowdfunding para activos inmobiliarios.

¿Por qué la gente va a querer integrarse en vuestra plataforma?

Porque ofreceremos la posibilidad real de acceder a una vivienda inteligente con libertad para moverse por el propio ecosistema. Una persona puede acceder a otros trabajos, ciudades, etc. y que no le suponga un impedimento por no poder mover su vivienda. Personalmente creo que será lo más importante, aunque veremos qué mueve al usuario al final.

¿Qué aporta la tecnología blockchain al proyecto? ¿Qué aporta el token? ¿Podré comprar una iTiny con fiat?

Transparencia, eliminación de intermediarios, trazabilidad, bajos costes de transmisión de viviendas, movilidad, libertad financiera, educar a nuestros hijos dentro de un entorno colaborativo, innovador y tecnológico. El token nos permitirá poder acceder a una vivienda en compra, venta, alquiler o alquiler vacacional, una manera de trabajar con nuestro ecosistema.

No podrás pagar en euros, aunque si alguien quiere comprar una iTiny con dinero fiat podrá acceder a un exchange, o pasarelas de intercambio nuestras. Pero en ningún caso podrá un usuario ir a la fábrica y pagar una iTiny con fiat directamente. Así conseguimos transparencia, que el dinero nuestro se destine para la compra de un producto, y ofrecemos trazabilidad si fuera necesario, incluyendo auditorías de la blockchain.

Nos ha dicho un pajarito que os encontráis en proceso de rebranding… ¿Qué importancia le dais a la marca y la comunicación para el proyecto?

Pues tengo un máster en Diseño gráfico, que siempre me acompañó en mis empresas, y entiendo la importancia de la marca, sobre todo para iTiny. Así pues, a través de varias conversaciones, BlockBrands cogió el rebranding porque entendimos que iTiny suponía algo más que hacer viviendas. Se trata también de ofrecer una educación en esta nueva forma de vivir, colaborativa e innovadora, y que aporta libertad de movimiento. Por eso, pensamos que este proyecto, posiblemente más que otros, necesitaba una comunicación limpia, transparente y enfocada en la educación a corto, medio y largo plazo. Y qué mejor que BlockBrands e iTiny para conseguirlo.

Cuéntanos que roadmap tenéis previsto cumplir en los próximos meses.

En el próximo mes, los proveedores quedarán cerrados a falta de alguno de menor importancia. Este verano empezaremos la construcción de la primera vivienda para hacer el tour por toda Europa con una casa móvil y eficiente, y así acercar al usuario y que pueda verla y sentirla por dentro, y finalmente abriremos la ICO para finales de verano, continuando el desarrollo tecnológico en el transcurso de la misma. Nuestra Initial Coin Offering durará cinco meses, pero prefiero dar los detalles más adelante, porque ya podremos precisar las fechas exactas.

¿Alguna exclusiva que nos puedas adelantar para AgoraChain?

¡Sí, claro! A finales de mayo tenemos una reunión para firmar con Ten Fold Engineering patentes y licencias de sus modelos de viviendas innovadoras. Al ser una empresa de I+D, no son fabricantes, y sus vídeos circulan por toda la red, pero pocas empresas tienen sus productos en catálogo. Pues bien, iTiny tendrá su sección de modelos Ten Fold. Desde aquí, invito a los lectores de AgoraChain a entrar en su página web para que puedan hacerse una idea de qué modelos tendremos en el iTiny Market, además de muchos otros modelos de tiny house.